febrero 21, 2024

El padre de Djokovic posó en Australia con seguidores de Putin | deportados

Noticia dentro y fuera de las pistas, Novak Djokovic cede esta vez el protagonismo a su padre, Srdjan, que este miércoles por la noche fue retratado con un grupo de seguidores prorrusos en las instalaciones de Melbourne Park. Según informó el ABC australiano, cuatro hombres fueron expulsados ​​del recinto por ondear banderas rusas y corear consignas a favor del país presidido por Vladimir Putin, así como del mandatario. La organización del torneo prohíbe la exhibición de banderas rusas y bielorrusas, así como determinados símbolos, siempre que se produzca algún incidente durante la primera semana de competición en alguna de las pistas exteriores.

En esta ocasión, antes de la expulsión de los cuatro hombres abandonasen las instalaciones –después de las 22.20, según especificó la policía del estado de Victoria en un comunicado–, el padre de Djokovic se fotografió en los exteriores del Rod Laver Arena, después de presenciar la victoria que dio acceso al ex número uno a las semifinales del Importante Australiano. Uno de los aficionados lucía una camiseta con la letra Z, símbolo adoptado por los afectados de la invasión sobre Ucrania; en términos concretos, las fuerzas rusas lo utilizan como un símbolo identificativo en sus vehículos para misiones especiales.

En un video publicado por el usuario australiano Cossack en YouTube, el padre del deportista parece decir Zivjeli Russiyani («large vida a los ciudadanos rusos») antes de marcharse, según apuntan diarios como años Oh El heraldo de la mañana de Sídney. El hombre con el que aparece Srdjan Djokovic viste una camiseta con el logotipo de la banda rusa de moteros Los Lobos Nocturnos, y comienza su mensaje de vídeo saludando desde Melbourne al presidente internacional de la banda, Alexander Zaldostanov. Este es considerado amigo personal de Poutine, quien, junto con la banda, fue objeto de sanciones por parte de la Unión Europea el año pasado.

Antes de que Djokovic saltase a la pista, Simeon Boikov, director del canal Aussie Cossack, hizo un lalamamiento para «devolver el golpe» a la Federación Australiana (Tennis Australia) tras la prohibición de la bandera rusa y bielorrusa. Boikov, precisamente, ha sido acusado de agredir a un hombre de 76 años que manifestó un favor de Ucrania en Sídney. Según informan medios del país oceánico, esta semana se emitió una orden de tención contra él.

Contenido del Artículo

«Preparar…»

“Hoy juega Djokovic contra Rublev. Por el momento, hago un llamamiento a todo el mundo para que vaya allí. Puedo confirmar que tenemos algunas sorpresas”, expresó un canal a través del citado. «Tennis Australia, prepárense… para los aficionados, para la gente que ama el tenis, si saben a lo que me refiero. Tengo que decirlo así o denunciarán por incitación», continuó en el mensaje; «Is an attack on honor and dignidad. No tiene nada que ver con la guerra, es un ataque a la libertad en Australia. Es discriminación. Es racismo. Es ilegal prohibir las banderas del pueblo”.

Srdjan Djokovic y Dijana Djokovic, padres de Novak Djokovic, en el Abierto de Australia.DAVID GREY (AFP)

La organización, que en un principio no había aplicado ninguna norma al respecto, decidió finalmente hacerlo después de que un grupo de aficionados denunciara también que se habían colgado banderas durante el partido de la primera vuelta entre la ucraniana Kateryna Baindl y la rusa Kamilla Rakhimova en la Pista 14. Además de vetar la bandera, también prohibió el símbolo de la Z.

La Z, Putin, Donetsk…

Después de que haya trascendido esta última noticia, la organización del Abierto de Australia emitió un comunicado de prensa afirmando que «un pequeño grupo de personas mostró banderas y símbolos inapropiados, y amenazó a los guardias de seguridad tras un partido disputa el miércoles por la noche [el Djokovic-Rublev]y fueron desalojados”.

Tennis Australia ha confirmado que «los jugadores y sus equipos han sido informados y se les ha registrado la política del evento en relación con las banderas y los símbolos, así como qu’avoten tal situación que puede causar perturbios. Seguimos trabajando con vigor con la seguridad del evento y las fuerzas del orden”.

Por su parte, el embajador de Ucrania en Australia y Nueva Zelanda, Vasyl Myroshnychenko, tuiteó sobrio el incidente. “Es un paquete completo. Entre las banderas serbias hay también una bandera rusa, Poutine, el símbolo de la Z, la llamada bandera de la República Popular de Donetsk. Es una vergüenza…”, denuncia Myroshnychenko, que la semana pasada ha criticado duramente el incidente que ha desatado la polvareda política en el torneo.

Puedes seguir a EL PAÍS Deportes en Facebook allá Gorjeoo apuntarte aqui para recibir boletín semanal.