agosto 16, 2022

Top Citio Noticias

Panorama latinoamericano

La cruzada del alcalde de La Línea para poner esta ciudad en el mapa | España

La cruzada del alcalde de La Línea para poner esta ciudad en el mapa |  España
El alcalde de La Línea de la Concepción, Juan Franco, durante el Pleno para la aprobación de una consulta popular para decidir si el municipio traslada su solicitud de ser declarada ciudad autónoma al Gobierno y a las Cortes.
El alcalde de La Línea de la Concepción, Juan Franco, durante el Pleno para la aprobación de una consulta popular para decidir si el municipio traslada su solicitud de ser declarada ciudad autónoma al Gobierno y a las Cortes.A. Carrasco Ragel / EFE

La Línea de la Concepción ha dado el primer paso decisivo hacia su independencia. El pleno municipal aprobó este jueves, con mayoría absoluta y sin votos en contra, pedir al Gobierno la posibilidad de realizar una consulta popular para romper con Cádiz y Andalucía como ciudad autónoma. Si desde Madrid responden con un previsible ‘no’, el Ayuntamiento ya ha anunciado un recurso ante el Tribunal Supremo. Pero los expertos consultados no tienen tan claro la legalidad de la propuesta y la califican como un «hecho» con escaso alcance legal. El paralelismo – y la broma consiguiente – con el tu elaboras El catalán es tan evidente que el impulsor de la medida, el alcalde Juan Franco, se pliega ante las críticas: «Sentimos que estamos en Cádiz y Andalucía, pero necesitamos un marco legal diferente por los graves problemas que tenemos y nuestra peculiaridad». . «

“Considera conveniente que el Ayuntamiento de La Línea de la Concepción interponga un recurso ante el Gobierno de la Nación y los Juzgados Generales para solicitar la conversión del municipio en comunidad autónoma, de conformidad con el art. 144 a) de la Constitución española? ”, Es la pregunta que el Consistorio de Linense pretende plantear a los 62.900 vecinos con derecho a voto, siempre que el Consejo de Ministros autorice la consulta popular. Y precisamente en ese pasaje, Franco, del festival local La Línea 100×100, concentra sus fuerzas. Sus 21 concejales votaron el jueves por la tarde a favor de solicitar dicho permiso con la abstención de los tres concejales del PSOE y la ausencia en pleno del único representante del PP que, anteriormente, no coincidía en un comunicado. Aunque la posición de los socialistas no significó su apoyo a la idea de que, por boca del vocero Juan Chacón, dejaron claro que no compartían la solución de la ciudad autónoma, solo la defensa de la «participación ciudadana». de la consulta.

Franco sostiene que existen fundados motivos de reconocimiento, basados ​​en la «peculiaridad» del municipio. Su posición en la frontera con Gibraltar, territorio disputado internacionalmente con Reino Unido; el sufrimiento que está sufriendo la ciudad por el Brexit; la situación socioeconómica -la renta per cápita apenas alcanza los 760 euros mensuales y hay barrios con tasas de paro juvenil superiores al 70 %- o la alta rotación de la función pública que se traduce en la calidad de los servicios son algunas de las causas que utiliza el alcalde, parte de ellos recogidos en un informe de la Universidad de Cádiz que no analiza el origen de la ciudad autónoma. Algo que hace el catedrático de Derecho Constitucional de la Universidad Complutense de Madrid, Antonio de Cabo de la Vega. En un informe de 2019 encargado por el Consistorio Linense, el experto asegura que «no hay impedimento o prohibición constitucional, estatutaria o legal» a la idea.

Pero el profesor y ex estudioso del Tribunal Constitucional Joaquín Urías no lo tiene tan claro: “Que un territorio sea declarado ciudad autónoma es inconstitucional, no está previsto. Es necesario diferenciar el problema de la fórmula jurídica, que no tiene correspondencia, del problema social que es su origen, que es indiscutible. El profesor cree que el estatus que necesita La Línea para paliar sus problemas se enmarca en otras fórmulas legales más sencillas: “Se pueden conseguir exenciones fiscales o un paso de frontera, por ejemplo, en un municipio. En Oliveira [en Extremadura, junto a la frontera con Portugal], sucede ”. En una tesis similar, Adolfo Hernández, doctor en Ciencias Políticas por la Universidad Complutense de Madrid y editor del Estatuto de Autonomía de Ceuta, califica la propuesta de“ excesiva ”.“ Es un evento que llenará el paginas [de prensa]. Al final habrá frustración ”, dice Hernández.

El paso de la consulta es la primera parada que da el Ayuntamiento, pero la idea no es nueva. Surgió en noviembre de 2018 cuando Franco vio que lo único tangible que recibió su ciudad del plan estatal de mil millones de dólares para combatir el narcotráfico era un tribunal más, ya materializado. En las elecciones municipales de 2019, el comisario reservó la propuesta de independencia y su consulta previa para el centésimo punto de su programa. Y barrió las urnas. Con el pleno del lunes se salva una iniciativa cuyo final es tan incierto que, de concretarse, podría demorar más que el plazo actual hasta el 2023. Desde un inicio, la solicitud de consulta popular del Ayuntamiento podría demorar más de seis meses también debe Ser publicado en el Boletín Oficial de la Provincia de Cádiz para cualquier cargo. Ante la probabilidad de ser rechazado por el gobierno, Franco también está considerando la apelación ante el Tribunal Supremo. Para el ministro de Justicia, Juan Carlos Campo, «todo lo que se enmarca dentro del marco legal es posible y lo que no, no lo es». «Los ponentes tendrán que analizarlo», aseguró este viernes en las preguntas de los periodistas en Algeciras.

El camino largo y sinuoso tiene múltiples hitos. Si la consulta -si se realiza- obtuviera el sí de la mayoría de Linens, ya se convertiría en una solicitud formal que se formularía al Gobierno, Congreso y Senado. Posteriormente, conviene redactar una ley orgánica que invoque la aplicación del artículo 144 a) de la Constitución “por motivos de interés nacional”, según la hoja de ruta del informe del profesor Cabo de la Vega. Es precisamente el apartado que se refiere a la posibilidad de autorizar «la constitución de una comunidad autónoma cuando su ámbito territorial no supere el de una provincia». Sin embargo, Urías cree que el proceso morirá con la negativa de la consulta, ya que no cree que sea un caso aplicable ahora: “Esto está previsto para Ceuta y Melilla porque no están integrados en ninguna comunidad autónoma. La Línea, como todos los municipios, ya ha participado en la iniciativa autonómica. Una unidad menor no está contemplada en la Constitución ”.