diciembre 2, 2023

Relajamiento de medidas anticovid en China pone en alerta a todo el mundo – Asia – Internacional

El repentino giro en la política anticovid de Pekín acabará nerviosismo en el mundo, comenzando por Estados Unidos, que anunció estar plantando restricciones para viajeros provenientes del gigante asiático.

Acompañados de países como Japón, Taiwán, Malasia e India, buscarán identificar nuevos y estrictos controles migratorios y sanitarios a los pasajeros que viajen desde China.

Sí que el gobierno de Xi Jinping eliminó este lunes la exigencia de cuarentena para visitantes del exterior a partir del 8 de enerola última medida vigente de su rígida política de cero covid.

La medida provocó júbilo entre la población china, que corrió a comprar pasajes aéreos internacionales. Pero los hospitales y crematorios en toda China continúan desbordados, principalmente de ancianos, en medio de la peor ola de contagios que ha vivido el país.

(También: China retirará las cuarentenas para ingresar al país a partir del 8 de enero)

Los periódicos de la AFP llegan el miércoles a decenas de pacientes de covid, en su mayoría ancianos, tendidos en camillas en las áreas de urgencias de hospitales de Tianjin, a 140 km de Pekín.Un medicamento admite que la medicina personal tenderá a seguir funcionando incluso si da positivo al coronavirus.

¿Por qué hay alerta?

Tras el levantamiento de las restriccionesNuestros países expresan su preocupación por la posibilidad de que surjan nuevas variantes por el pico de contagio en China.

«La comunidad internacional está más preocupada por los continuos brotes de covid-19 en China y la falta de datos transparentes, incluidos los datos de secuencias genéticas virales», informa «para China, indicando las funciones estadounidenses».

Así, uno de los primeros en anunciar medidas de control sanitario fue Taiwán. El país exigirá controles PCR a los viajeros procedentes de China a partir del 1.° de enero en respuesta al aumento de los casos de covid en el gigante asiático, informado el Centro de Comando Central de Epidemias ileño en un comunicado.

(Además: En EE. UU., muere congelado hombre sin hogar que intentó ver a su familia)

El Centro indicó que todos los pasajeros que llegan en vuelos directos desde
China, así como en barco, tendrán que someterse a una prueba PCR a la llegada. Quienes den positivo deben aislarse en casa Durante cinco días, agrega el comunicado.

La medida entrará en vigor antes de las vacaciones por el Año Nuevo Lunar, la mayor migración anual del mundo y que en 2023 caerán entre el 21 y el 27 de enero, y en la que es habit que los taiwaneses retroceden a la isla .

La comunidad internacional está cada vez más preocupada por los continuos problemas del covid-19 en China

Por su parte, Estados Unidos aún no ha anunciado su decisión final, pero está considerando la posibilidad de imponer restricciones a los viajeros provenientes de China.

Según información el martes autoridades norteamericanas, EE. UU. estaría estudiando las medidas tomadas por otros países.

Japón también fue una de las naciones en tomar medidas urgentes. El país asiático exigirá resultados negativos de covid-19 aquellos visitantes que hayan estado en China en los últimos siete días. Aquellos ciudadanos que den positivos tendrán que permanecer en cuarentena durante una semana.

(Siga leyendo: Georgia dice que cumplió los requisitos para entrar a la Unión Europea)

«Tenemos que ser muy cuidadosos con los viajeros chinos que vengan a Filipinas», alertó por su parte el ministro de Transporte de Filipinas, Jaime Bautista, en declaraciones a los medios locales. El país también estudió la posibilidad de imponer pruebas PCR a viajeros que estuvieron en China recientemente.

Al final, Malasia e India también se suman a las naciones Que hasta el momento anunciaron restricciones a los viajeros chinos o que estuvieron en el país. Uno de los controles adoptados es la inspección aleatoria al 2% de los pasajeros que llegan de destinos internacionales.

Una mujer sostiene un cuadro de su ser querido a las afueras de un crematorio en Pekin.

El reto de rastrear los casos de covid en China

Yes que el brote de invierno de contagios se dio antes del largo feriado del Año Nuevo Chino en enero, cuando cientos de millones de personas suelen viajar a visitar a sus familias.

El Centro de Prevención y Control de Enfermedades de China reportó el miércoles 5.231 nuevos casos de covid y tres muertes, luego de que estrechó el criterio para definir si un fallecimiento fue por el coronavirus.

El as las cifras reportadas podrían ser superiores a la realidad porque la gente ya no está obligada a informar de los contagios.

(Lea también: Rusia: los países a los que Putin prohibió venderles petróleo a 2023)

Actualmente utiliza datos de consultas en línea, visitas a hospitales, demanda de medicamentos para fiebre y llamadas a emergencias para «cubrir las limitaciones en las cifras (oficiales) reportadas», dijo el martes a periodistas Yin Wenwu, oficial de control de enfermedades.

Ante la carencia de medicamentos básicos, las autoridades de la ciudad de Pekín piensan distribuir Paxlovid, un remedio contra el covid, en hospitales locales y clínicas comunitarias.

El tratamiento desarrollado en Estados Unidos estuvo disponible por internet en la plataforma jd.com y el servicio de entrega Meituan, pero en los últimos días se agotó.

Desde que dejaron de ser obligatorias las pruebas PCR, no se sabe exactamente cuantos casos hay

Justamente otro anuncio que no cae bien internacionalmente es el que realizó el Mecanismo Conjunto de Prevención y Control del Consejo de Estado (Ejecutivo chino), el cual declaró este martes que informará de las muertes y de los casos graves por covid en el país cada semana o cada mes, según información medios locales.

La entidad informó que los informes de defunciones y casos graves por la enfermedad pasarán a ser semanales y, «siguiendo la evolución de la pandemia», se convertirán en «mensuales», dijo el Mecanismo Conjunto, que no dio más detalles sobre las condiciones que implicarán el cambio de frecuencia.

Asimismo, las partes no notificarán el número de contactos cercanos de los contagiados de covid ni distinguir entre casos locales e importados, al contrario de lo que marcaban los informes diarios que China publicó desde el inicio de la pandemia hasta el sábado pasado.

(Además: España elimina temporalmente el IVA a los alimentos para aliviar la carestía a las familias)

En las últimas semanas, las autoridades sanitarias ya han dejado de divulgar la cifra de contagios que, según sus estándares, eran considerados asintomáticos, aunque estos solo eran reportados en el citado parte diario pero no engrosaron nunca los balances oficiales de casos, a los que solo se sumaban los extremos que sí presentaban los síntomas requeridos.

Esto sumado a anteriores flexibilizaciones en los controles como el fin de la obligación de someterse a pruebas PCR rutinarias para la mayor parte de la población, se traduce en una detección de casos planificada menor a la propagación real del virustoda vez que los asintomáticos y aquellos con síntomas leves recibieron la luz verde del Gobierno para hacer cuarentena en sus domicilios.

Frente al súbito aumento de contagios, y la falta de estadísticas claras, la semana pasada, la Organización Mundial de la Salud se mostró «muy preocupada» por la evolución del covid en China y reclamó «más información».

La rápida propagación del virus por el país ha dejado dudas sobre la confiabilidad de las cifras oficialesque han informado de apenas un puñado de muertes por la enfermedad pesa que, por ejemplo, la provincia de Zhejiang (este de China) estimó recientemente que un millón de sus habitantes se contagiaron ese día.

Santiago Andrés Venera Salazar*
EDITORIAL INTERNACIONAL
Información de agencias y medios